La lluvia ¿de errores?

Los Medias Blancas sufrieron hoy su cuarta suspensión de la temporada en Chicago debido a las condiciones climáticas que se esperan para esta tarde, en la que el anuncio es de tormenta.

Este juego contra los Azulejos de Toronto aún no ha sido reprogramado, pero el mes de agosto es el que mejores opciones ofrece para que se puede efectuar.

Los Sox ya tiene juegos pendiente con los Indios, los Mellizos y los Cachorros. El de Cleveland se jugará en una doble cartelera, el 28 de junio. El de Minnesota se efectuará el 9 de agosto en otro doble juego, mientras que el de los Cachorros se disputará el 8 de julio.

Pero las condiciones climáticas no han sido del todo un problema para los Medias Blancas, o por lo menos no como sí lo ha sido la lluvia de errores que la defensa del equipo ha cometido.

Los Sox son el cuarto equipo con más pecado en la Liga Americana esta temporada, con 42. Sin contar que los receptores han registrado 11 pasbol de forma combinada. En su mayoría esas fallas han significado carreras en contras para el equipo, que en esta temporada ha visto como la defensa, que se suponía fuera una de las bases del éxito de los Medias Blancas, se ha venido abajo.

Los 42 errores de la defensa de los Medias Blancas le han cargado 23 carreras sucias a los lanzadores, una cantidad que al ir al detalle de las situaciones en las que se han cometido esos fallados y revisar lo que han generado se podría ver que al menos un tercio más se les ha cargado a los pitchers como limpias.

Pero manteniéndonos con esa cantidad neta, de 23 anotaciones sucias, igualmente se puede comprobar el duro impacto que ha tenido en el registro de victorias y derrotas del equipo. En lo que va de campaña campaña los Medias Blancas han definido 50 de 63 juegos por tres o menos carreras, quedando con marca de 25-25 en esos juegos, que se desglosan de la siguiente manera: por una carrera 10-12, por dos carreras 8-8 y por tres carreras 7-5.

Para un conjunto al que durante toda la campaña se le ha hecho difícil fabricar carreras, el que la defensa se haga aguas es prácticamente el colmo de los males. Así se vio una vez más el martes cuando teniendo oportunidades de lograr su cuarta victoria en fila, por segunda vez en la campaña, cayeron 7-5, en diez entradas frente a los Azulejos.

La defensa, especialmente en lo que al receptor titular, Tyler Flowers, ha dejado mucho que desear en los Medias Blancas, que continúan últimos en la División Central de la Liga Americana, con récord de 28-35, a ocho juegos de los líderes, Tigres de Detroit.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: