Solo hay que ser un poco más oportunos

Chicago.- Los Medias Blancas de Chicago comenzarán hoy una serie de tres encuentros ante los Nacionales de Washington, en el U.S. Cellular Field, donde por primera vez desde 17 de abril no presentan récord negativo. Su marca es de 18-18 en casa.

El conjunto que dirige Ozzie Guillén estará buscando esta noche colocarse a solo un juego por debajo de .500 en su registro total de la temporada, que en estos momentos es de 37-39.

Esto como primer objetivo del equipo en la tanda de tres enfrentamientos ante los Nacionales, contra quienes el objetivo último es ganar la serie y ver si se puede salir de ella ya con marca nivela o por encima de .500. Ninguno de esos dos registros se han logrado desde la segunda semana de la campaña.

Para alcanzar esos propósitos, la ofensiva de los Medias Blancas necesita terminar de revertir la tendencia ofensiva que está teniendo con hombres en posición anotadora.

Sé que de esto les hemos hablado antes, pero lo habíamos hecho de forma superficial, por no contar con las estadísticas que les demostraran a ustedes el problema ofensiva del equipo en ese tipo de situaciones.

Hoy finalmente las conseguimos, gracias a nuestro amigo Bob Beghtol, el jefe de prensa de los ChiSox, quien nos las dio.

En lo que va de temporada, los Medias Blancas tienen promedio al bate colectivo de .247 con hombres en posición anotadora. Ese es el sexto peor de la Liga Americana y el decimosexto más bajo de Grandes Ligas.

El equipo ha tenido a 856 corredores en posición anotadora y solo ha podido fabricar 315 carreras. Ese también es uno de los registros más deficientes de la liga.

Esa improductividad de los ChiSox ha sido en parte por ese promedio de .272, que presentan cuando han tenido hombres en tercer o segunda base, incluso en ambas, con menos de dos outs.

En esa situación es en la que más se ha sentido la falta de ofensiva de Adam Dunn y Alex Ríos, quienes han encontrado 85 y 79 corredores en posición anotadora, respectivamente. Solo superados, en el equipo, por Paul Konerko , con 89 y Alexei Ramírez, con 84.

Sin embargo, sus promedios al bate en esos casos son de .171, para Dunn, el más bajo del conjunto, y .175 para Ríos.

Ahí se nota la falta que le ha hecho a los Medias Blancas el oportunimos de estos dos bateadores, que comenzaron la temporada como parte del corazón ofensivo. Hoy se encuentran en la parte baja de la alineación esperando su reacción.

Si con menos de dos outs y hombres en posición anotadora el equipo no ha sido el todo productivo que puede ser, en esa misma situación pero con dos outs ha sido peor.

En esos casos la novena de Ozzie Guillén batea de forma combinada para .216, el sexto promedio más bajo de la Liga Americana y el decimotercer peor de Grandes Ligas.

En esa situación vuelven a ser Dunn y Ríos los más deficientes por parte del equipo, al registrar averages de .111 y .087, respectivamente.

Sin embargo, ellos no son los únicos que han estado por debajo del nivel en ese aspecto, A.J. Pierzynski y Gordon Beckham también han tenido problemas para producir en las ocasiones en las que les ha tocado consumir turno con dos outs y hombres en posición anotadora.

Pierzynski conecta para .143 en esos casos y Beckham .194.

Esta situación, sin duda, resalta el problema del equipo para fabricar anotaciones en cantidades y de forma consistente cuando han tenido hombres en posición anotadora. De ahí las contratiempos de la novena en lo que va de campaña, en la que se ha podido luchar y sobrevivir por las destacadas actuaciones de Paul Konerko, uno de los mejores bateadores de Grandes Ligas en el 2011 (aquí les dejamos un link de un post dedicado a él: http://wp.me/p1yZa7-9e20), Carlos Quentin y Alexei Ramírez.

No es mucho lo que se necesita para revertir esa tendencia del equipo, solo un poco más de oportunismo.

Ojalá y se puede conseguir pronto, para no solo poner el récord por encima de .500, sino para luchar seriamente también por el liderato de la División Central de la Liga Americana, que está solo a  cuatro juegos y medio.

Contra los Nacionales es un buen momento para comenzar a hacerlo y mantener el buen momento que se tiene jugando en casa. 

Ahora algunas informaciones: 

- El manager de los Medias Blancas de Chicago, Ozzie Guillén, dijo que no espera que el equipo realice cambios antes del 31 de julio, fecha límite para hacer transacciones libres, sin tener que pasar por waivers. “En los dos primeros meses estuvimos en una situación muy difícil, pero después de eso hemos comenzado a jugar mejor”, expresó.

- Carlos Quentin no estará en el juego de hoy por asuntos personales.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: